Pedimos a Almeida que cese su actitud temeraria ante la contaminación y desarrolle el Plan A para recuperar la confianza de Bruselas

EQUO pide a Almeida que cese su actitud temeraria ante la contaminación y desarrolle el Plan A de calidad del aire para recuperar la confianza de Bruselas

EQUO pide al Gobierno de PP y C,s que cese su actitud temeraria ante el problema de la contaminación en Madrid y desarrolle las políticas del Plan A de calidad del aire y cambio climático, para recuperar la confianza de Bruselas, que está a punto de interponer una multa millonaria a España, por incumplir las directivas europeas en Madrid y Barcelona.

La puesta en marcha del área de bajas emisiones de Madrid Central, junto con otras medidas de choque, evitó la sanción de la Comisión Europea, que mantiene abierto un expediente desde 2015, por la sucesiva superación de los niveles permitidos, y que ahora ha activado, ante la repentina actuación del ejecutivo madrileño, sin ofrecer alternativas. 

Para el partido verde, PP y C,s, con apoyo de Vox, “están actuando de forma temeraria, al desmantelar medidas efectivas para mejorar la calidad del aire y el bienestar de la ciudadanía, como Madrid Central, los semáforos de la A5, la peatonalización de la calle Galileo y algunos carriles bici, poniendo en serio riesgo la salud y la vida de la población”.
 
Un atentado contra la salud pública

En su opinión, “España podría tener que pagar 1.600 millones por el populismo y el revanchismo de los partidos de derechas del nuevo Ejecutivo madrileño, que ha desoído las reiteradas advertencias de científicos, sanitarios, organizaciones políticas y civiles, y de la propia Unión Europea, pudiendo haber incurrido en un posible delito de prevaricación y otro contra la salud pública, como han apuntado diversos expertos”.

Por todo ello y ante el agravamiento de la crisis climática (sequías, olas de calor, aumento de la contaminación por ozono…) EQUO exige al Ayuntamiento de Madrid “que asuma sus responsabilidades y desarrolle las 30 medidas del ambicioso Plan A, para garantizar la salud pública y afrontar los retos climáticos.

“Creen que, con datos falsos y mediante sus voceros, pueden engañar tan fácilmente como a los electores a la UE, pero ésta ya ha anunciado que intensificará los controles sobre el cumplimiento de las leyes de calidad del aire”, afirman desde la formación ecologista.

Comentarios cerrados.