Equo Madrid defiende el interés colectivo frente a la ley Montoro

Equo Madrid muestra su absoluto rechazo a la ley Montoro, una ley injusta que obliga a los Ayuntamientos a recortar su presupuesto, tanto en gasto social como en inversiones, incluso en municipios saneados y con fuerte superávit como es el caso de Madrid.

Con la reforma exprés del artículo 135 de la Constitución Española, se abrió el camino para imponer leyes como la de Racionalización y Sostenibilidad o la ley de Estabilidad Presupuestaria. Estas leyes anteponen el pago de la deuda al bienestar de las personas, priorizando el interés de las entidades financieras a los intereses colectivos y poniendo en riesgo la suficiencia y la autonomía financiera de los municipios, para hacer efectivo el artículo 142 de la Constitución Española (el Estado debe ser garante de que las Administraciones locales garanticen los servicios públicos  a la ciudadanía).

Equo Madrid considera prioritario derogar el artículo 135 y las leyes Montoro. Por ello, apoyamos todas las medidas presentadas con este objetivo desde las distintas confluencias en las que estamos trabajando. Para nosotras se ha de priorizar el bienestar social por delante de cualquier otro tipo de interés.

El Ayuntamiento de Madrid, a través de Ahora Madrid, ofrece un modelo alternativo de gestión eficaz, justo y sostenible, que respeta la autonomía de los municipios.

El Gobierno de la capital ha rebajado su deuda en 2016 en 900 millones y, prevé recortarla hasta el 40% a finales de este ejercicio 2017. Esto demuestra que la deuda desciende a buen ritmo, por lo que la medida que le exige Hacienda de congelar 238 millones en gastos e inversiones que benefician a la ciudadanía es injusta y difícil de explicar. Necesitamos nuevas leyes que muestren equidad y no que se apliquen por valores políticos, ideológicos y de afinidad a los colores de un partido.

Desde Equo Madrid queremos mostrar nuestro apoyo al Gobierno de Ahora Madrid, así como al resto de compañeras y compañeros de las distintas confluencias de las que también formamos parte para que, entre todas, sigamos construyendo alternativas para eliminar las barreras que provocan que los municipios vivan en riesgo de emergencia social y financiera.

No se admiten más comentarios